¿Y al terminar?

Y al Terminar el Entrenamiento ¿Qué Sigue?

Es una de las preguntas más comunes que nos hacen, no solamente lo que están teniendo un llamado, sino también algunos pastores que desean saber que pasos dar con su candidato al termino del entrenamiento.

Estas son las opciones que nosotros como Oasis HGM recomendamos:

– Lo ideal es que se pueda contactar una agencia misionera que trabaje en el lugar donde el candidato tiene el llamado para su pronta salida después del entrenamiento. En México hay varias y que cuentan con esa experiencia. Oasis HGM es también una agencia misionera que como primer requisito pide cursar nuestro entrenamiento completamente y aprobarlo. Puede salir con nosotros y en su caso también somos facilitadores y podemos ayudar al candidato a conectarse con alguna agencia, si es que el llamado es en un lugar donde nosotros no tenemos equipo. Lo importante no es que salgan con nuestra agencia misionera, sino que salgan urgentemente a los no alcanzados inmediatamente después de terminar el entrenamiento.

– Cuando no es tiempo indicado para salir (por edad, madurez o por estrategia) puede hacer dos cosas:

a) Si lo que detiene el envío del candidato son los recursos económicos, una coordinación adecuada entre el candidato, el pastor y el comité de misiones será esencial en la elaboración de un proyecto de salida, para reunir los recursos necesarios, mientras tanto el candidato debe servir en su iglesia local y preparar todo para su salida.

b) Oasis hgm da la oportunidad a aquellos candidatos que por un tiempo deseen servir como voluntarios en el área de administración y movilización. Esto se dará siempre y cuando haya una dirección del Espíritu Santo por ambas partes y autorización del pastor correspondiente.

Lo más importante es que el candidato no pierda tiempo al salir del entrenamiento y su enfoque se mantenga en su llamado y su pasión, como decía Pablo a Timoteo “ninguno que milita se enreda en los negocios de la vida a fin de agradar a aquel que lo tomo por soldado” 1 Timoteo 2:4.